Cultura Indigena

Bachué, madre la humanidad

bachué madre primogenia

Durante este mes dedicado a todas las madres quisimos aprovechar para hablarles de una madre muy especial: Bachué. Cuando decidimos darle nombre a nuestro emprendimiento, entramos en la búsqueda de una palabra que pudiera englobar nuestra propuesta de valor:

 «Diseñamos y desarrollamos productos con conciencia social y ambiental para dar a conocer nuestra cultura ancestral.»

 En la búsqueda de esta palabra e investigando al mismo tiempo diferentes comunidades indígenas, nos encontramos con historias ancestrales de muchas culturas indígenas que han habitado este territorio, y una de estas nos llamó la atención. La historia de Bachué, madre primigenia de los Muiscas. Como muchas civilizaciones, los Muiscas tuvieron la necesidad de explicarse cómo ellos habían llegado a poblar la tierra, y crearon un mito que gira entorno a una mujer (madre de la humanidad), un niño, y una laguna.

Cuenta la historia que un día una hermosa mujer de cabellos largos emergió de las aguas de la laguna de Iguaque, con un niño pequeño tomado de su mano. Bajaron al valle y al ser los primeros habitantes de la tierra debieron aprender a sobrevivir de ella, del sustento natural que la madre tierra les daba, aprendieron a cuidarla y a vivir en armonía con ella. Cuando el niño creció, se casó con Bachué y decidieron comenzar a poblar la tierra, teniendo una gran descendencia, creando así a la población Muisca. Bachué los cuidó como a sus hijos, enseñándoles a cultivar la tierra y estar en equilibrio con ella. Muchos años después, cuando Bachué sintió que su trabajo de poblar y enseñar había terminado, decidió volver a la laguna con su esposo rodeados de todos sus hijos dejándoles un mensaje para que mantuvieran la paz y el equilibrio entre ellos y la naturaleza, y al entrar en la laguna se convirtieron en dos serpientes y desaparecieron en las aguas de la laguna.

Por este mito y la historia de esta Diosa decidimos nombrar nuestra empresa. Que busca hablar y dar a conocer nuestra cultura ancestral, a convivir en armonía y estar en equilibrio con la naturaleza. En este mes dedicado a las madres quisimos contar su historia y aprender de sus enseñanzas.

Hace algunos años tuve la fortuna de visitar el lugar donde se creó este mito, el santuario de fauna y flora Iguaque, parque nacional ubicado en el departamento de Boyacá, cerca de Villa de Leyva. La laguna que lleva el mismo nombre es un lugar mítico, rodeado de frailejones, en una zona de páramo que solo inspira tranquilidad. Para acceder a la laguna primero debes llegar al centro administrativo Carrizal donde está la zona de registro zona de camping.

Cuando realicé este viaje, decidí dormir en cabaña, en el centro de alojamiento Furachoua, para poder despertar a primera hora a hacer el recorrido. Lo más lindo del alojamiento es que las personas que lo administran son pertenecientes los Muiscas, y te comparten su cultura y amor por la naturaleza. El recorrido no es fácil. En necesario subir más de 850 metros (la laguna se encuentra a 3.650 msnm) en un recorrido de más de 4 km, que a mí me tomó alrededor de unas ocho horas ida y vuelta. No sé si alguna vez han estado en una laguna rodeada de frailejones, pero para mí es la experiencia más cercana a estar en paz, a creer en los mitos, a entender la inspiración, y a creer que el mundo en el que vivimos es hermoso y debemos cuidarlo para conservarlo.

Finalmente quiero aprovechar para hablar un poco de la situación por la que está pasando el país, por la que estamos pasando todos. Nos duelen las noticias tan devastadoras que estamos viendo todos los días en los medios. Sin importar la posición política, las razones por las cuales hacer parte del paro o por no hacerlo, y cientos de otros motivos, cualquier muerte registrada durante estos días es dolorosa, cualquier abuso, acto de vandalismo o irrespeto no debería estar sucediendo.  En estos tiempos tan tecnológicos donde tenemos la información a un dedo de distancia, debemos ser más recelosos con la información que recibimos y ser muy conscientes de las fuentes que utilizamos para obtener la información. Muchas veces esta desinformación nos lleva a caminos de odio y podemos caer en in circulo de noticias falsas que solo sirven para agrandar las heridas. Por esta razón les quiero contar un poco de que es la minga y cuál es su función.

Una minga es considerada una reunión de trabajo colaborativo en busca de un objetivo de bien en común. Con el paso del tiempo, en un contexto más reciente, esta unión se hace en pro de la protesta que busca la reivindicación de derechos de los indígenas. Como en muchos casos, una idea puede tener un propósito inicial y convertirse en a otro. Pero eso no quiere decir que las migas son todas iguales y es posible que dentro de alguna haya personas con otra filosofía. Pero por una manzana podrida no podemos juzgar al árbol.

Aprendamos de la madre Bachué, y busquemos estar en paz entre todos nosotros, en paz con la naturaleza y con nuestro entorno. Respetemos los derechos de todos sin importar la raza, cultura o creencia, y ayudemos a las voces más débiles a ser escuchadas para poder alcanzar la paz.

Con esta última apreciación los quiero invitar a que aprendamos de nuestros ancestros, conozcamos su cultura, sus lugares sagrados y aprendamos a cuidar de la naturaleza como su tradición les enseña.

Bibliografía:

https://www.parquesnacionales.gov.co/portal/es/ecoturismo/region-andina/santuario-de-flora-y-fauna-iguaque-2/actividades-ecoturisticas/

https://www.parquesnacionales.gov.co/portal/wp-content/uploads/2013/07/MAPA_Sendero-Laguna.pdf

 

Escrito por: Sara Sorza, líder de expansión.